Gobierno Regional invertirá $779 millones para rescatar fachadas patrimoniales del Paseo Baquedano

El proyecto que busca rescatar el patrimonio del Paseo Baquedano de Iquique, impulsado por la intendenta Claudia Rojas Campos y desarrollado por los funcionarios del Gobierno Regional, fue aprobado este miércoles en el pleno del Consejo Regional de Tarapacá, con lo que se da el vamos definitivo a esta iniciativa de 779 millones 142 mil pesos.

La iniciativa realizará la limpieza, reparación de superficies y la reposición o restauración de elementos ornamentales originales de las fachadas de la Zona Típica del Paseo Baquedano, buscando una contribución no solo estética y con fines turísticos, sino que también contemplando aspectos de educación digital a los visitantes y un proceso de participación ciudadana con los propietarios de los inmuebles.

De acuerdo a lo informado por el Gobierno Regional, el proceso de pintura de las fachadas significó el estudio de los colores originales que tuvieron las viviendas y de las tonalidades que se utilizaban en los tiempos en que se pintaron los edificios, tras lo cual se definieron los diez colores para dar uniformidad a la intervención.

La intendenta Claudia Rojas, tras la aprobación del proyecto, destacó la labor desarrollada por los profesionales del gobierno y la participación que han tenido los servicios públicos y la ciudadanía. “Estamos muy felices con esta aprobación y con el hecho de que el pleno se haya sumado a una iniciativa tan positiva y que traerá tantos beneficios a la región, a la ciudad de Iquique y a los propios vecinos de un barrio tan icónico como este. Aquí tenemos muchas horas de dedicación de nuestros profesionales, mucho trabajo previo y eso es algo que quiero destacar del equipo del Gore”.

APP CON LA HISTORIA

De acuerdo al proyecto presentado por los profesionales de la División de Análisis y Control de Gestión del GORE, el paquete de rescate contempla una aplicación que contará la historia de las casas y de quiénes fueron algunos de sus habitantes más connotados.

Para ello, se desarrollará una aplicación móvil que guiará a los visitantes por el Paseo Baquedano y que reconocerá las viviendas, entregando por cada una de ellas un relato que será desarrollado por historiadores y que estará disponible en textos y audios en español e inglés.

PARTICIPACIÓN CIUDADANA

La primera etapa aprobada por el Consejo Regional considera un proceso en que la ciudadanía involucrada, sean vecinos, arrendatarios o propietarios de las viviendas a intervenir, se pronuncien sobre todos los aspectos relacionados. De esta forma, el Gobierno Regional y su Unidad de Participación Ciudadana ya han realizado procesos de consulta pública donde más de 120 personas han opinado y entregado sugerencias sobre el proyecto.

De acuerdo a Eryk Cisternas, encargado de participación del Gobierno Regional, hasta el momento la recepción ha sido “un tanto de incredulidad -porque en ocasiones anteriores ya se habían realizado ofertas similares que no se concretaron-, pero también de mucha alegría por el mejoramiento que tendrá un sector típico y que, como todos sabemos, es parte de la cara de la ciudad de Iquique y de la región de Tarapacá.

COORDINACIÓN CIUDADANA

Cabe recordar que esta iniciativa ha requerido una serie de coordinaciones con los vecinos, como también con los servicios públicos relacionados con una calle de Iquique que es Zona Típica desde 1977.

Así, hasta el momento han interactuado con el proyecto el Consejo de Monumentos Nacionales, el Ministerio de Desarrollo Social, la Municipalidad de Iquique y la Dirección de Arquitectura del Ministerio de Obras Públicas, además de las conversaciones que ya ha sostenido la intendenta Claudia Rojas Campos con la Subsecretaría de Desarrollo Regional, organismo que podría ingresar a cofinanciar en las siguientes etapas.

La jefa de la División de Análisis y Control de Gestión del Gobierno Regional de Tarapacá, Grace Greeven, explicó que para la preparación del proyecto se catastró cada una de las casas del Paso Baquedano, proceso tras el cual se seleccionaron 170 viviendas para iniciar el proceso de consulta ciudadana.

Luego de esa etapa, se descartaron viviendas que contaban con una mantención óptima, como fue la casona a cargo de la minera Collahuasi, mientras que los propietarios que quisieron sumarse firmaron los consentimientos respectivos a la intervención.

Hasta el ingreso del proyecto al pleno del Consejo Regional, fueron 53 los propietarios que entregaron los documentos para recibir el beneficio. Ese es, entonces, el paquete de viviendas con que se desarrollará la primera etapa de esta relevante iniciativa del Gobierno Regional de Tarapacá.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*